Blogia
................. puntos de inflexión ...

*/ Principios ...

<strong><font size=4>*/ Principios ...</strong></font>

________________________________________________________

 

 

 

 

"Principios"

de

Elvira Lindo

 

  

Conozco a personas que lo tienen muy claro. La persona que lo tiene muy claro hace al día varias declaraciones definitivas tanto en grandes asuntos como en pequeños. A veces te las encuentras en la droguería: "Yo nunca limpio mi casa con productos abrasivos". Como consecuencia de tan rotunda afirmación tú alcanzas la lejía del estante como con miedo. A veces te topas con una de esas personas en la pescadería: "¿Salmón? Para nada, son de piscifactoría". Y entonces te llega tu vez y le dices al pescadero, en un hilillo de voz: "Pues para mí salmón, si no le importa". Hay personas tan llenas de principios que uno se encoge, se siente un chisgarabís, un mangarranglán. Esas personas tan firmes a veces cambian de principios, ayer eran ateas, hoy son budistas y mañana mediopensionistas, pero lo esencial en ellas no es que cambien de opinión, sino que hacen borrón y cuenta nueva, olvidan lo que fueron, y quieren que tú y el mundo entero asuman de golpe esa nueva creencia que ellos abrazan, una creencia que parece abarcar todos los aspectos de la vida. Hay personas con el pecho hinchado de principios. Principios como catedrales. Personas que te dicen, "yo es que soy rojo", y sólo con esas dos palabras ya te están dejando en la cuneta, como si tú fueras un melifluo, un idiota moderado. Igual que hay seres que habiendo sido del partido comunista se burlan hoy de cualquier causa progresista, como si perseguir la igualdad social fuera cosa de estúpidos. De estos personajes hablaba el otro día con cierto escándalo Vidal Beneyto. Pero yo no me escandalizo, porque estoy acostumbrada a soportar durante toda mi vida a esas personas que patrimonializan la razón, que defienden ideologías tremendas que lo justifican todo con implacable impiedad. Igual de insoportables eran cuando eran tan de izquierdas como ahora que son tan de derechas o al contrario. Siempre he sentido desconfianza extrema hacia quien antepone el pensamiento abstracto a las cosas concretas y deseo íntimamente que un día la psiquiatría ofrezca una teoría sobre ese tipo de personajes que se aferran a una sola idea porque tienen una incapacidad manifiesta para empatizar con ese organismo defectuoso de fábrica que es el ser humano.

 

  

 

 

 

__________

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

3 comentarios

Rossetti -

Simplemente quería indicar que resulta grotesco que Elvira Lindo se atreva a juzgar a los demás. Y yo creo que lo hace por no juzgarse a sí misma. Una mujer que desprecia a otras por poco femeninas o por feas, como lo hizo en uno de sus artículos en El País, me parece que se desacredita a sí misma. Elvira Lindo no tiene principios (respeto a los demás), ni criterio (frivolidad frente a dialéctica).

Respecto a las verdades absolutas un escribiente suele dividir las personas en Creyentes y Pensantes. Yo, sin duda, me quedo con los segundos.

Sara Rosebud -

A mi me gusta lo que dice Elvira Lindo en este artículo. Y por cierto a mi en ppio tampoco me satisfacen demasiado los programas del corazón pero que trabaje con Teresa Campos no tiene nada que ver con ser una persona con criterio. O tu tb abogas por las verdades absolutas??
A mi tb me cansan esas verdades absolutas que te da miedo atacar pero que sabes que se sostienen con palillos...

Rossetti -

Tampoco es conveniente no tener ningún Principio, y montarse en el dolar a base de frivolidad y falta de rigor, criticar a mujeres políticas por \\\"feas y poco femeninas\\\", y distraer con cotilleos de gente \\\"sin principios\\\" a los lectores, como hace ella misma, Elvira Lindo, guionista que fue por muchos años del programa de Teresa Campos.

¿Vivir sin Principios? Pues vale, OK. Pero me parece conveniente tener al menos algunos cuantos Criterios.
.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres